Solicitar el borrador de la renta 2015

Solicitar-borrador-renta-2015Este año todos aquellos contribuyentes que por el tipo de ingresos que hayan generado el año pasado cumplan el perfil borrador, tendrán automáticamente a su disposición por la web de la Agencia Tributaria el borrador de la declaración de la renta. No será necesario, por tanto, solicitar el borrador de la renta 2015. En principio quien no visualice su borrador es que no cumple el perfil, y en su lugar se le facilitarán los datos fiscales.

En cualquier caso, si creemos que tenemos derecho a obtener el borrador de la renta y no nos lo han enviado, lo podemos pedir bien por internet o por teléfono. La vía más rápida para solicitar el borrador es a través de internet. Necesitaremos un número de referencia que conseguiremos con el servicio REN0, introduciendo nuestro DNI, primer apellido y el importe de la casilla 620 de la declaración del año anterior o el código IBAN de nuestra cuenta corriente si no presentamos renta. Nos enviarán un sms con un número de referencia que nos servirá para acceder o bien al borrador o bien a los datos fiscales.

Podemos solicitar el borrador de la renta 2015, consultarlo, modificarlo y confirmarlo desde el día 7 de Abril y hasta el 25 de Junio si nos sale a pagar y domiciliamos el pago y hasta el 30 de Junio en el resto de los casos.

Si no estamos demasiado habituados a manejarnos con conceptos fiscales y creemos que nuestro borrador está erróneo siempre podemos acudir a la ayuda de los técnicos de Hacienda en lugar de modificarlo nosotros mismos. Para ello es necesario solicitar cita previa para la declaración de la renta 2015 y serán ellos quienes introduzcan las modificaciones pertinentes en el borrador de la renta.

Por último es necesario recordar que antes de confirmar el borrador de la renta es imprescindible revisarlo con detalle, especialmente todos los conceptos que nos ayudan a desgravarnos (descendientes, hipoteca, cuotas a colegios profesionales y sindicatos, etc) y la cuenta corriente. Errores en ésta última son los que motivan una gran parte de los retrasos en las devoluciones de la declaración de la renta.